MÚSICA DE ALABANZA Y ADORACIÓN

Buscar este blog

martes, 22 de marzo de 2011

LA FE MIRA HACIA ARRIBA!!



EL BUITRE
Si pones un buitre en un cajón que mida 2 metros x 2 metros y que este completamente abierto por la parte superior, esta ave, a pesar de su habilidad para volar, será un prisionero absoluto. La razón es que el buitre siempre comienza un vuelo desde el suelo con una carrera de 3 a 4 metros . Sin espacio para correr, como es su hábito, ni siquiera intentará volar sino que quedará prisionero de por vida en una pequeña cárcel sin techo.

EL MURCIÉLAGO
El murciélago ordinario que vuela por todos lados durante la noche es una criatura sumamente hábil en el aire, pero no puede elevarse desde un lugar a nivel del suelo.
Si se lo coloca en el suelo en un lugar plano, todo lo que puede hacer es arrastrase indefenso y, sin duda dolorosamente, hasta que alcanza algún sitio ligeramente elevado del cual se pueda lanzar a si mismo hacia el aire.Entonces, inmediatamente despega para volar.

LA ABEJA.
La abeja al ser depositada en un recipiente abierto, permanecerá allí hasta que muera, a menos que sea sacada de allí.
Nunca ve la posibilidad de escapar que existe por arriba de ella, sin embargo persiste tratando de encontrar alguna forma de escape por los laterales cercanos al fondo.

Seguirá buscando una salida donde no existe ninguna, hasta que completamente se destruye a si misma.
LAS PERSONAS:
En muchas formas, somos como el buitre, el murciélago y la abeja obrera.
Lidiamos con nuestros problemas y frustraciones, sin nunca darnos cuenta que todo lo que tenemos que hacer es ver hacia arriba.
Esa es la respuesta, la ruta de escape y la solución a cualquier problema.
Solo mira hacia arriba!!.

LA TRISTEZA MIRA HACIA ATRÁS,
LA PREOCUPACIÓN MIRA ALREDEDOR,
LA DEPRESIÓN MIRA HACIA ABAJO,
PERO LA FE …..
LA FE MIRA HACIA ARRIBA!!




Vive cada instante de tu vida, con intensidad, con amor, sin razón ni medida, solamente vive a plenitud cada momento que la vida te ofrece.
Si te pone pruebas, superalas es un reto, pero disfruta al superarlas y alcanza tus metas sin miedo, sin rendirte. Porque el fuerte lucha, jamás se rinde.

Si tropiezas y caes, levántate no te des por vencido antes de empezar, y si volvieras a tropezar y de nuevo caer, levántate con más ímpetu y más fuerzas de luchar que antes, no hay obstáculos que no sé puedan vencer. Hazte grande ante la adversidad, superarlo está en ti.

Da todo cuanto puedas sin esperar nada a cambio, pero haz que salga de tu corazón, nada impuesto es bueno. La vida te sabrá recompensar.
Vive con sencillez no hagas alarde de lo que eres o posees, has sido bendecido por Dios al obtenerlo, ten fe y aferrate a Él, que es donde encontrarás amor, paz, éxito, y felicidad .


No hagas leña del árbol caído. Ten presente que en algún momento de la vida, tal vez hayas estado o puedes estar en las mismas condiciones.

No te afanes a lo material, es necesario, pero no imprescindible.
Vive con humildad esto, te hará grande ante los demás. No permitas en tu vida, la mediocridad, ni la hipocresía, son sentimientos vanos y bajos, que sólo conllevan a la tristeza, la amargura y la soledad.
Aleja de ti los malos Pensamientos, la rabia, la venganza, la envidia, la soberbia y la mentira, corroen tu alma y dañan tu corazón.



Abre tu corazón al amor y al perdón, esto te hará libre y dejará fluir la nobleza que habita en él. “Vive a plenitud cada instante de tu vida, sin tener presente el ayer, sin pensar en el mañana, sólo vive hoy cada momento que la vida te regala” “Porque la vida es bella, y vale la pena vivirla”





Salmos 1:1-3

"Feliz el hombre que no sigue el consejo de los



 malvados,

ni va por el camino de los pecadores,


ni hace causa común con los que se burlan de Dios,


sino que pone su amor en la ley del Señor 


y en ella medita noche y día.


Ese hombre es como un árbol 


plantado a la orilla de un río,


que da su fruto a su tiempo 


y jamás se marchitan sus hojas.


¡Todo lo que hace, le sale bien!".




Santiago 1: 5-6
"Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a


 Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche,


 y le será dada. Pero pida con fe, no dudando nada;


 porque el que duda es semejante a la onda del mar, que


 es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra"


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por estar aquí y compartir